Búsqueda

lunes, agosto 08, 2005

Ángeles, Demonios y el X-33

Portada de la edición española de Ángeles y Demonios.He empezado a leer hace poco Ángeles y Demonios, que como todos sabéis es del mismo autor que el conocidísimo El Código Da Vinci. Ya en los primeros capítulos estoy viendo cosas dignas de comentar aquí. Empezaré por el avión que lleva a nuestro protagonista a través del Atlántico, hasta Suiza, en una hora. En la novela, el piloto dice que el avión en cuestión es un prototipo del Boeing X-33, y que no es el único, ya que los ingleses tienen el HOTOL, y lo los rusos el Scramjet.

Tanto el X-33 como el HOTOL eran prototipos para vehículos orbitales. Ambos proyectos fueron cancelados, y realmente nunca se termino totalmente ninguno de ellos. El que existan en la novela no puede considerarse realmente un error. Podemos imaginar que la acción se desarrolla en un futuro cercano y que ambos proyectos fueron terminados, o que los prototipos existen en algún lugar secreto. Pero sí es un error la mención del Scramjet como un avión. El scramjet no es un vehículo, sino un tipo de motor. Ciertamente, la idea del scramjet es permitir vuelos hipersónicos (superiores a Mach 5), en eso no iba desencaminado el autor. Pero es el nombre de un tipo de motor, no de una aeronave. Es como si habláramos del Diesel como si fuera un modelo concreto de coche, de un fabricante concreto.

En la novela, se nos describe el X-33 (que, por cierto, es de Lockheed Martin, no de Boeing) de forma bastanta acertada. Como una lanzadera espacial, casi sin alas y sin cola, con dos timones traseros, y sin ventanas. Pero hay dos problemas: Uno, el X-33 era una nave no tripulada, y por supuesto, no destinada al transporte de pasajeros. Y dos, el despegue del X-33 era vertical, como el de la Lanzadera Espacial. En la novela, en cambio, despega como un avión. Y es que, como ya he dicho, el X-33 (y el HOTOL) eran prototipos de vehículos orbitales de una sola etapa (SSTO o Single-Stage To Orbit), y no de transportes civiles de alta velocidad. La idea es evitar el actual uso de múltiples etapas como ocurre con la lanzadera espacial.
Representación del X-33

Esta confusión nos lleva directamente al siguiente error. En la novela, el X-33 viaja a Mach 15, a una altura de 18 Km. Mach 15 a nivel del mar supone unos 18.300 km/h. Desde luego, es una velocidad impresionante, teniendo en cuenta que la velocidad de una órbita baja es de 27.000 km/h. Sin embargo, 18 km es una altúra ridículamente baja. Aunque está en la estratosfera inferior, es más o menos la altitud de crucero del Concorde. A esa altura, la densidad del aire es todavía demasiado grande para una velocidad así. El rozamiento con el aire sería comparable al de la una reentrada. De hecho, el X-33 tenía un escudo térmico en la parte inferior, al igual que las lanzaderas espaciales, pues se trataba de un vehículo orbital. Si se utilizara para un simple vuelo de América a Europa, realizaría una trayectoria suborbital, subiendo muchísimo más para poder alcanzar esa velocidad (y superarla), y realizando la inevitable reentrada. Y no sólo el calor es un problema (que lo es), si no el alcanzar esa velocidad en una atmósfera. La función de una reentrada tal y como la conocemos es utilzar la propia resistencia del aire para frenar el vehículo, ya que hoy por hoy, es la única manera práctica de hacerlo (hacerlo con los motores supondría llevar más del doble de combustible, ya que no sólo hay que frenar el vehículo, sino llevarlo hasta allí arriba, con el peso adicional del combustible extra).

Al terminar el viaje en el X-33 hay otro posible error. El prota se siente fatal, y el piloto menciona que es por efecto de la altitud. Según él, allí arriba el peso se reduce un 30%. Bueno, bueno, bueno. A 18 km el peso no se reduce un 30%. Ya mencioné en mi envío sobre La Venganza de los Sith, que a más o menos 380 km, el peso se reduce sólo un 10%. Pero he dicho un posible error, no un error garrafal. Eso es porque si tenemos en cuenta la velocidad mencionada en la novela, por efecto de la fuerza centrífuga sí que se reduce el peso considerablemente (aunque en mis cáclculos me sale un 39%). Sin embargo, si leemos bien el diálogo, el piloto parece indicar que la disminución de peso se debe única y exclusivamente a la altura, ya que luego lo compara con un hipotético viaje a Tokio, en el que habría que subir hasta 150 km, sin mencionar para nada la velocidad.

Como curiosidad, mencionaré que en la versión original (de la que se puede leer un poco aquí), el piloto dice literalmente altitude sickness, que en la edición en castellano se ha traducido como "Efecto de la altitud". Pero en inglés, altitude sickness, se refiere al mal de altura. Y el mal de altura no tiene nada que ver con la falta de peso, sino con la menor densidad del aire y menor presencia de oxígeno. Se ve que el traductor tenía algo más de idea, y decidió no utilizar la expresión "mal de altura".

24 comentarios:

  1. Interesante entrada, como casi todas las que nos brindas.

    Si estás con "Angels and Demons", vas a encontrar errores científicos como para dedicarle un blog en exclusiva. La novela es entretenida pero, igual que "El código da Vinci", da excesivas patadas a la Ciencia, a la Historia y al Sentido Común.

    ResponderEliminar
  2. Esperate a que llegue al CERN (creo recordar que iba a alli) y veras la cantidad de burradas que se dicen.

    Tienes tema para rato.

    ResponderEliminar
  3. rondador nocturno08 agosto, 2005 22:22

    Si, tengo ganas de que llegues a la parte dle CERN y nos cuentes cosillas sobre la antimateria.

    ResponderEliminar
  4. Lo del CERN es tan absurdo que casi lanzo el libro por la ventana. De verdad, lo que te espera es estremecedor. Ya compararemos notas... :-D

    Lo cual me recuerda algo que leí una vez:

    "This book is not the kind to be put down lightly. It should be vigorously thrown away."

    ResponderEliminar
  5. ¡No me digas que no te avisé! y no sólo yo, si no mi profesor de física también
    Sin embargo, es un buen detalle eso del traductor... tendrías que leer alguna novela traducida por Ediciones B... :-S

    ResponderEliminar
  6. ¿Has leído el Código da Vinci? Pues también Ángeles y demonios. Son el mismo libro.

    ResponderEliminar
  7. Procura no sufrir demasiado con el libro, o al menos procura que te ayude a escribir muchos post. ^__^

    ResponderEliminar
  8. Dan Brown el CERN... eso sí que da miedo.

    ¿Por qué hay autores que se empeñan en dar datos "pseudocientífciso"? Supongo que hay que rellenar páginas y ese tipo de datos no se suelen comprobar (vale, excepto aquí). Tú preguntas a tus vecinos qué es el CERN y se piensan que es un nuevo detergente.

    ¿Veis? Corin Tellado no tenía estos problemas.

    ResponderEliminar
  9. Veo que todos los comentarios anteriores hablan ya de lo que pensaba: mi apuesta es que caerán 10 posts de Ángeles y demonios... ¡Y pienso disfrutarlos todos! Éste en concreto está muy bien. Bien documentado.

    ResponderEliminar
  10. pues... es verdad k cometio muchos errores, pero fuera de eso, es una historia muy interesantee, no podemos negar ke tambien dice muchas cosas ciertas, solo hay ke saber darse cuenta de lo k es realidad y k es fantasiaa!!!! si estan concientes de cuales son los errores, entonces, por k se preocupan? disfruten de la historia y ya, y si les parece tonta, entonces no la lean y kitense de problemas!!!

    ResponderEliminar
  11. saben lo que es la literatura???
    es solo ficción, en el mundo ficticio ocurre lo que se me ocurre, no lo que es cientificamente probable, la intencion del libro es entretener, no educar a la gente acerca de ciencia o historia, ha novelas históricas donde deliberadamente se cambia la misma para entretener. el autor es un literario, no un cientifico, disfrute del libro como tal.. es literatura

    ResponderEliminar
  12. Ok, que bueno que hay correcciones asi podemos saber que cosas talvez esten fuera de contexto,tampoco imagino un Dan Brown expresando exageraciones...me imagino algun dia viajar match 15 :), es un libro que vale la pena leer,saludos
    Ad Astra

    ResponderEliminar
  13. Es un libro de ciencia ficcion. Parecen pelotufldos haciendo correcciones... es casi lo mismo que decir q seria imposible que suprman salte tan alto... a quien mieda le importa?

    ResponderEliminar
  14. Para el anónimo del 2 de Abril, llevo unos días disfrutando muchísimo con este blog, leyendo prácticamente todas las entradas. En respuesta a tu pregunta: nosotros, a mí, a mí me importa. Se puede hacer buena literatura, y buena ciencia ficción, sin destrozar la ciencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. como que destrozar la ciencia!!??
      parate a pensar un momento: ciencia FICCIÓN

      Eliminar
  15. El problema es que la mayoría de la gente se cree a pies juntillas estas historias y lo consideran hechos reales, por encima de la propia historia y de hechos científicos, religiosos e históricos probados.

    ResponderEliminar
  16. Creo que el análisis supone hechos en forma errónea. La distanci recorrida en una hora es de sólo unos 6000 km, por lo que el X-33 voló a un promedio de match 5. Lo que indicaría una velocidad máxima de M6, que tiene visos de posible.
    Corríjanme si me equivoco.
    De todos modos, en una novela se necesita la complicidad del lector para que acepte ciertos hechos exagerados, imposibles y/o ridículos como válidos para que exista la ficción. Caso contrario estaríamos leyendo hechos reales.

    ResponderEliminar
  17. Oscar, en el libro se dice que el vehículo viaja a Mach 15. Más adelante, al finalizar el viaje, se dice explícitamente que han viajado a 20.000 km/h aproximadamente, y que la duración había sido de sesenta y pico minutos.

    El que la distancia recorrida haya sido aproximadamente 6.000 km, y que a 20.000 km/h sólo deberían haber tardado 20 minutos, es un error más en la novela. O bien, podemos suponer que el avión no alcanzó la velocidad de crucero inmediatamente, y hay que añadir el tiempo de despegue, ascenso y aceleración, y el de descenso, aproximación y aterrizaje. Aunque me resulta extraño que duren mucho más esas maniobras que el viaje en sí.

    ResponderEliminar
  18. Buen día

    Si bien concuerdo con las opiniones vertidas sobre las cuestiones inverosímiles que preesenta el libro, hemos de recordar que se trata de una obra artística de ciencia-ficción (cómo se decía lineas arriba), y no de un texto de divulgación científica.

    Asimísmo, cómo buen amante de la ciencia-ficción me gustaría recordar a Julio Verne y su celebérrima obra De la Tierra a la Luna, que si bien tiene un argumento científica e históricamente incorrecto hechó a andar la mente de millones. Dejemos pues que los aviones hipersónicos de estratósfera habiten conjuntamente con las balas tripuladas, las trampas de antimateria y los cerebros positrónicos para que podamos regocijarnos en el onírico templo del arte, que ya habrá tiempo para visitar las obras de Sagan, Hawking y los libros serios de Assimov...

    ResponderEliminar
  19. LA ESTOY DISFRUTANDO LA ESTOY LEYENDO DE ANTEMANO SE QUE MUCHAS PERSONAS SE TOMAN MUY EN SERIO ESTA CLASE DE LITERATURA, PERO ES SOLO FICCIÓN NO NECESARIAMENTE TIENE QUE SER ACERTADAS LO QUE EL AUTOR EXPRESA ES ENTRETENIMIENTOS CON CIERTA AURA DE VERDAD, SOLO DISFRÚTENLA Y SI SE PARECE MUCHO A EL CÓDIGO DA VINCI E IGUAL ME GUSTO. SALUDOS

    ResponderEliminar
  20. Veo que hay gente muy muy inteligente o se cree muy inteligente. Si se dan cuenta es una ficcion y es para entretener. La NASA debe estarlos buscando.

    ResponderEliminar
  21. Bueeeenoo,no es enfadeis tanto,de hecho yo he venido a parar a esta página,porque estaba buscando si existia algun aparato que se llamara así en el que se hubiera inspirado,mi duda era si se lo habia inventado todo,y me ha hecho ilusión ver que si,aúnque despegue hacia arriba y no lleve humanos.Muchas veces la ciencia ficción coge una pequeña cosa de la real y la aliña a su manera.A mi no parece mal....

    ResponderEliminar
  22. Es una novela de ficción, buscar similitudes con la realidad es absurdo. Todos podríamos ver los errores de todos los libros escritos del mundo. No veo en ningún sitio del libro que ponga: basado en la realidad (a excepción de lo que sí dice que es real).

    ResponderEliminar
  23. Es una novela de ficción, buscar similitudes con la realidad es absurdo. Todos podríamos ver los errores de todos los libros escritos del mundo. No veo en ningún sitio del libro que ponga: basado en la realidad (a excepción de lo que sí dice que es real).

    ResponderEliminar